Siempre que pienses en tus sueños es importante que tengas en cuenta…

Siempre que pienses en tus sueños, en la dirección que quieres tomar, es importante que tengas en cuenta el efecto que todo esto puede provocar en tu propia ecología. Conozco a muchas personas que cuando consiguen su sueño de convertirse en alguien importante o reconocido tras luchar toda su vida por lograrlo, sienten que por el camino han perdido una parte de ellos mismos. Están divorciados, no ven prácticamente a sus hijos, han perdido el respecto de sus amigos, o simplemente han desarrollado una enfermedad grave.

La ecología va muy unida a los valores, porque, al fin y al cabo, los valores son todo aquello que es importante para nosotros. Así pues, con nuestra ecología también vamos a tener en cuenta aquello que es importante para poder así conseguir lo que nos proponemos.

Hay una fantástica película de los hermanos Marx en la que aparece una escena donde están viajando a toda velocidad en un tren a vapor cruzando el lejano Oeste americano. Groucho Marx está en la parte de delante de la locomotora y grita: “¡Traedme más madera! ¡Más madera! ¡Esto es la guerra!”. Cuando se termina todo el combustible del tren, sólo les queda empezar a quemar toda la madera de los vagones para seguir avanzando. En una de las últimas escenas, prácticamente lo único que se ven son las plataformas de los vagones y a los pobres viajeros, caminando de pie por encima de ellas.

Esta imagen me resulta una buena metáfora de lo que estamos hablando: si empiezas a consumir toda la madera de tu tren, tarde o temprano te vas a quedar sin y ya no vas a poder seguir avanzando.

Una agradable cena con unos amigos, una tarde paseando por el parque con tu pareja, leer tranquilamente un libro bajo la sombra de un bonito árbol, o simplemente estar sentado en el sofá viendo una película relajado, puede parecer que no nos acerca a nuestro objetivo, pero quizá es precisamente lo que necesitas para conservar ese sutil equilibrio. Sacrificar parte de tu ecología, suele llevar a desequilibrios emocionales que acaban pasando una elevada factura a nuestro cuerpo y a nuestra mente.

A veces, pensamos que lo podemos sacrificar todo, simplemente porque creemos que el objetivo es más importante que nosotros mismos. Por muy honorable que sea el motivo que justifique tanto sacrificio, lo más probable es que no sea muy sostenible en el tiempo. Los sacrificios caracterizan a los héroes, pero a los héroes que no tienen otra alternativa. Un héroe es mucho más valioso vivo que muerto. Piénsalo: puede que esa acción fuera muy heroica, pero si ese héroe muere ya no se podrá repetir más. (…)

La ecología es vital para el mantenimiento de las condiciones de vida en nuestro maravilloso puntito azul en medio del universo, pero también lo es de nuestro propio universo interior.

Cuando ésta se deteriora, empezamos a experimentar problemas. Nos sentimos cansados, con poca motivación, tristes, sin ilusión. A veces, al principio, esas sensaciones no son muy intensas y quedan eclipsadas por el día a día, por la emoción de conseguir más, o por los problemas y preocupaciones a los que nos enfrentamos.

Ése es un buen momento para apretar el botón de parada de emergencia y revisar cómo te siente, y que hace que te sientas así. Revisa si alguna parte de tu ecología personal se está degradando, y revisa qué está pasando con tu objetivo y con el modo de conseguirlo. ¡Tú vales muchísimo más que tu objetivo! ¡Seguro! (El arte de conseguir lo imposible. Cómo convertirte en héroe de tu propia vida. XAVIER PIRLA LLORENS).

Anuncis

Ser nuestro propio mariscal de campo

En cualquier confrontación tiene que haber alguien que, desde una posición privilegiada, determine qué estrategias hay que tomar en la batalla. Tiene que mantener la cabeza fría y, por tanto, no tomar decisiones demasiado emocionales. La mejor manera de dirigir es desde fuera, con cierta perspectiva.

Yo me imagino al mariscal de campo en la cima de una colina con un catalejo, observando el valle. Pero ¿cómo hacerlo si no tenemos a nadie más? ¿Cómo convertirnos en nuestro propio mariscal de campo? Para ello existe lo que yo llamo el “botón de paro de emergencia”.

¿Has subido alguna vez en unas escaleras mecánicas? ¿Te has fijado que tienen un gran botón rojo en el que pone “STOP”? Pues yo me imagino un botón que nos sirva para poder congelar el tiempo. ¿No sería genial poder pararlo y analizar la situación? Piénsalo, como en las películas de fantasía donde el héroe detiene el tiempo y, a la vez, se mueve libremente. ¿Qué pasaría si, además, pudieras elevarte, mirar desde arriba y calcular lo que puede pasar? Ése es el botón de paro de emergencia que te convierte en un mariscal de campo.

De vez en cuando, es necesario parar y comprobar brevemente la situación: ¿estoy siguiendo la dirección adecuada? ¿Me estoy acercando a mi objetivo? ¿Realmente vale la pena invertir tanto esfuerzo? ¿Podría dejarlo ahora? ¿Estoy lo suficientemente motivado? ¿Qué podría hacer para cambiarlo? Ésas son algunas de las preguntas que sólo puede hacerse un mariscal de campo.

En nuestra acelerada vida, vivimos tan inmersos en el día a día, experimentamos tantas situaciones distintas y estamos tan saturados de información, que se vuelve difícil poder distanciarse, poder pensar un poco más allá. Por ese motivo, ese botón es muy importante.

Recuerda: busca siempre el aprendizaje. Si las cosas necesitan corregirse, pregúntate: ¿qué podría hacer para cambiar, para evitar la próxima vez un resultado parecido? ¿Qué es lo que no he hecho o tenido en cuenta para llegar hasta aquí? ¿Cómo lo podría hacer para tenerlo en cuenta en futuras ocasiones? ¿Qué esperaba encontrarme que no ha sucedido? ¿Debería ajustar mis expectativas?

Sólo podemos cambiar y mejorar si sabemos cómo, ¡y para ello necesitamos más información! (El arte de conseguir lo imposible. Cómo convertirte en héroe de tu propia vida. XAVIER PIRLA LLORENS).

Superar el siguiente reto

Acuérdate que conseguir un objetivo implica hacer algo diferente y, por tanto, ese “algo diferente” implica que no puedes tenerlo todo bajo control, que tarde o temprano te encontrarás con una situación que deberás resolver y que incluso te podrás equivocar. (…)

Delante de ti tienes una gran oportunidad para demostrarte que puedes resolver situaciones complejas y aprender de las mismas. En definitiva, que podrás convertirte en una persona más preparada para intentar superar el siguiente reto (El arte de conseguir lo imposible. Cómo convertirte en héroe de tu propia vida. XAVIER PIRLA LLORENS).